Antologia de la salvación (y 25)

Una medianoche en Paris era algo deseado y esperado. Lo bueno del caso, es que nunca me he sentido atraído por la ciudad, supongo que demasiadas variantes en la ecuación.


4 comentarios:

El Mar no Cesa dijo...

Mira por donde! me acabo de dar cuenta de que nunca habia pensado en una noche en paris...
Que poco romántica!
;-)
Besitos dulces.
Mar.

Divertimento dijo...

No es cuestión de romanticismo, supongo que es cuestión de momentos. ;)

El Mar no Cesa dijo...

Lo decía por aquello de "un beso en paris" y que dicen es la ciudad del amor, y no se que mas...
No se, nunca he ido :-(

Divertimento dijo...

Pues nada, habrá que ir a Paris unos dias, no?.